¡Bienvenido a los Foros de Univision! Participa, intercambia mensajes privados, sube tus fotos y forma parte de nuestra Comunidad. | Ingresa | Regístrate Gratis
Responder
Platino Brillante
lanuevaera
Mensajes: 17,265
Registrado: ‎12-21-2008
0 Kudos

DIFERENTES CLASES DE COQUITO Y OTRAS NAVIDADES

ESTA SON DIFERENTES CLASES DE COQUITO PUERTORRIQUEÑO:

COQUITO EGGNOG BORICUA

Coquito que vuelve...

La bebida típica endulza con diferentes sabores la tradición

Por Damaris Hernández Mercado/ dhernandez1@elnuevodia.com

Hay quienes lo prefieren con mucha canela, otros menos dulce, con y sin huevo, cargado de ron y hasta ‘plus’ con el ilegal cañita. No importa cuál sea tu predilección, lo cierto es que en Puerto Rico sin coquito no hay Navidad.

La tradición en nuestra Isla incluye una amplia oferta gastronómica que consiste de arroz con gandules, lechón, pasteles, morcillas, guineos en escabeche, arroz con dulce, postres de naranja y papaya, tembleque y turrones, todos acompañados de la cremosa y dulce bebida típica navideña: el coquito.

Sus ingredientes básicos son crema de coco, ron blanco, leche evaporada, leche condensada, canela y vainilla, aunque es posible encontrar otros ingredientes y sabores de la rica receta. Esta bebida tradicional puertorriqueña, según algunos historiadores, es una adaptación boricua de los populares ponches en América Latina.

Cada día más puertorriqueños alteran sus ingredientes para crear una variedad de sabores como el café, chocolate, almendra, fresa, pistacho, guayaba, queso crema y ‘cookies & cream’, entre otros.

Independientemente de cuál sea tu elección, lo importante es que brindes acompañada de tus seres queridos. ¡Salud!

Coquito clásico

Ingredientes

•4 latas pequeñas de leche

evaporada

•4 latas pequeñas de leche

condensada

•2 latas de crema de coco

•1 litro de ron blanco

•1 taza de brandy

•vainilla a gusto

•canela a gusto

Procedimiento

•En un envase, mezcla todos los ingredientes y deja reposar en la nevera por dos horas.

 

Coquito de chocolate

Ingredientes

•2 latas de leche de coco

•1 lata de crema de coco

•1 lata de leche condensada

•canela en polvo (a gusto)

•1 taza de chocolate en polvo

•ron (a gusto)

•1/2 de leche evaporada (opcional)

Procedimiento

•Mezcla la leche de coco, condensada y luego la crema de coco.

•Añade ¼ de taza de agua a la taza de chocolate en polvo y llévalo a hervir.

•Añade la canela a la mezcla de chocolate y luego al resto de los ingredientes.

•Remueve todo hasta que esté bien unido. Por último, agrega el ron a gusto.

Coquito de pistacho

Ingredientes

•1 lata de leche condensada

•1 lata de leche evaporada

•1 lata de leche de coco

•1 lata de crema de coco

•1 cdta. sabor pistacho

•1 taza de mantecado de pistacho

•ron blanco a gusto

•canela (opcional)

Procedimiento

• Mezcla todos los ingredientes en la licuadora. Coloca en botellas y deja frío en la nevera por varias horas. Luego sirve.

Con el gusto navideño cada pais

Recorrido culinario por otras mesas del mundo

 

Por José R. Pagán / jpagan@elnuevodia.com

Así como los boricuas disfrutamos de arroz con gandules y lechón asado desde días antes de la Navidad, en cada país se preparan para degustar sus manjares típicos de la época.

Cambian los ingredientes y la manera de confeccionarlos, pero lo que es igual es el ánimo de llegar a la mesa para compartir en ánimo de celebración. ¿Quieres saber más sobre qué comen en otros lugares? Pues aprovecha este viaje imaginario por lo más típico en la gastronomía navideña de algunos países.

Italia

Luego de la vigilia que se celebra en Nochebuena y durante la cual se come pescado, lo típico es almorzar en Navidad un plato de Passatelli Asciutti, según Cristian Crostelli, chef italiano propietario del restaurante L'Osteria en Santurce.

Se trata de una pasta tradicional que se hace en casa con pan viejo, huevo y queso parmesano. Este plato, muy común del centro de Italia, se combina a menudo con trufas blancas.

"Los dulces tienen mucho peso en la celebración. Comemos panetone, que es parecido a una tarta y se rellena de pasas. Además, el turrón, que puede ser suave, duro, con almendra, chocolate o pistachio", agregó Crostelli.

Platino Brillante
lanuevaera
Mensajes: 17,265
Registrado: ‎12-21-2008

Re: DIFERENTES CLASES DE COQUITO Y OTRAS NAVIDADES

 

España

En la península ibérica muchos prefieren el cochinillo para celebrar las fiestas navideñas y se prepara con una receta que se ha movido a través de generaciones. "La cría de estos animales requiere mucha dedicación. Se alimentan de leche y promedian los 2 a 3 meses", comenta Benjamín Aruca, del restaurante Los Chavales, en Hato Rey. Los españoles, además tienen mucho amor por la cidra, ingrediente que se usa a continuación para maridar la morcilla. Esta receta es perfecta para tapear con unas tostaditas de pan. La mañana del 25 de diciembre se usa el sobrante del embutido para hacer revoltillo.

Morcillitas a la sidra

Ingredientes

• 2 cdas. de aceite de oliva

• 1 cebolla pequeña rebanada

• 2 dientes de ajo

• 3/4 libras de morcilla, cortadas en pedazos de 1/2 pulgada

• 2 manzanas verdes peladas, sin semillas y cortadas en cubos de 1/2 pulgada

• 1 1/2 tazas de sidra

• sal a gusto

• Perejil

Procedimiento

• Calienta una sartén a fuego mediano. Añade el aceite de oliva, la cebolla y el ajo. Cocina tapado por dos minutos y agrega los trozos de manzana y la cidra.

• Cocina a fuego mediano-alto por dos a tres minutos. Descúbrelo y cocina por cuatro a cinco minutos más, o hasta que el líquido comience a reducir.

• Para servir coloca la morcilla y manzanas en un plato. Reduce el líquido en la sartén hasta que espese un poco, sazona a gusto y derrama en el plato sobre la morcilla. Decora con perejil.

Cochinito asado

Ingredientes

• 1 taza de aceite de oliva

• sal y pimienta a gusto

• 1 cda. de adobo

• 1 taza de ajo molido

• 2 cdas. de salsa inglesa

• 1 cda. de vinagre

• 1 cda. de orégano molido

• 1 cda. de pimentón

• 1 cda. de recao

• 3 hojas de laurel

 

Procedimiento

• Prepara una sazón con todos los ingredientes y adoba 1 ó 2 días antes. Calienta el horno a 350 grados y cocina por 45 minutos.

Recetas ofrecidas por el restaurante Los Chavales, en la avenida Roosevelt de Hato Rey.

México

Todo comienza con las posadas a mediados de diciembre, cuenta Gerardo García, dueño de los restaurantes Frida's y Diego, en Hato Rey. Si de cena se trata, pues el pavo tiene un papel casi protagónico y puede estar relleno con frutas, carne de cerdo y vegetales. La pierna de lechón, el bacalao a la vizcaína completan el orecimiento autóctono junto con los romeritos, unas hierbas compactas y tupidas, parecidas a las hojas de pino, con textura carnosa. La ensalada navideña incluye lechuga, plátano, manzana, limón y maní, entre otros ingredientes. A continuación las receta de tortas de camarón con nopales, típicas de le época.

Tortas de camarón con nopales

Ingredientes

• 10 nopales cocidos y picados en cuadros medianos

• 3 chiles cosidos

• 2 tomates cocidos

• 1/2 cebolla

• 1 cubito de pollo

• 1/4 de camarones secos

• 4 huevos

• 1/2 taza de pan molido

• aceite

 

Procedimiento

• Limpia los camarones quitándoles la cabeza y guárdalas. Tuesta los camarones y a las cabezas les quitas los ojos. También se tuestan por separado.

• Muele las cabezas y la mitad de los camarones hasta que queden como polvo. En un envase, pon las claras de huevo y bate a punto de turrón. Luego, agrega las yemas, el polvo de camarón y el pan molido y mezcla en forma envolvente.

• Con una cuchara de sopa lleva la masa a la sartén con aceite bien caliente, buscando formar tortitas. Espera que se cuezan por los dos lados y retira a un papel absorbente. • Para el caldo muele los tomates con los chiles, el cubito de pollo y la cebolla. Esto se cuela y lo viertes en una sartén profunda. Licúa los camarones con agua, la suficiente para formar el caldo.

• Cuando suerte el primer hervor, agrega los camarones y deja hervir por diez minutos. Agrega las tortitas de camarón y deja hervir por otros 10 minutos.

Perú

Aunque el cerdo es el rey de la mesa, el pavo gana cada vez más presencia en el menú festivo. Además, los postres le dan un toque particular a la oferta, desde alfajores hasta arroz con leche y lúcuma, una pequeña fruta muy dulce. "Cada receta navideña popular cuenta con un postre típico que endulza el paladar luego de la cena. Uno de los más populares es el suspiro limeño, que aunque se consumía más en la capital peruana se ha extendido a otros países", explicó Chris Hemmerling, propietario del restaurante Lima, en Miramar.

Suspiro limeño

Ingredientes

• 1 lata de leche evaporada

• 1 lata de leche condensada

• 5 yemas

• 4 claras

• 1 taza de azúcar

• 1 copita de oporto

• Esencia de vainilla

• Canela molida

 

Procedimiento

•Vierte las latas de leche en una olla y cocina a fuego lento (hasta formar un manjar blanco espeso), agrega la esencia de almendras.

• Retira del fuego y añade las yemas y la esencia de vainilla al gusto. Vacía en una dulcera (dejar enfriar).

Platino Brillante
lanuevaera
Mensajes: 17,265
Registrado: ‎12-21-2008

Re: DIFERENTES CLASES DE COQUITO Y OTRAS NAVIDADES

• Forma un almíbar con el azúcar y el oporto (llevar a fuego lento hasta que tome punto). Bate las claras a punto de nieve y agrega el almíbar (bate hasta que se enfrié). Por ultimo, decorar el manjar blanco con este merengue y espolvorea con canela molida.

 

En otros países

•Venezuela

Su mesa navideña incluye pernil de cerdo al horno y no falta la "hallaca", que se prepara con harina de maíz y se rellenan de carne de pollo, res o cerdo, pasa y aceitunas.

•Argentina

Todo gira en torno al pavo, que puede estar relleno o no y se acompaña de ensaladas típicas. Después de la cena se brinda con champaña o sidra y se sirven los turrones y frutas secas. Nada más típico que incluir pan dulce.

•Colombia

Su versión del lechón está rellena de arroz. Luego el brindis y los dulces, que entre los más populares están los buñuelos y las natillas, que se hacen con leche y azúcar.

•Francia

La Nochebuena comienza con un ‘foie-gras’ de pato o de oca. Luego del banquete lo más esperado es chocolate relleno de crema de trufa y el ‘Galette des Rois’, un pastel de hojaldre que se rellena con pasta de almendras.

•Portugal

Nunca falta el pescado como plato principal, siempre elaborado con salsas, papas, huevos y vegetales. El bacalao es muy popular, junto con el pulpo.

 

 

No todos celebran la Navidad

Muchos no reconocen su sentido religioso y otros tienen su propia forma de festejar

Por Ileana Delgado / Idelgado@ELNUEVODIA.COM

Aunque la mayoría de los puertorriqueños y pueblos de herencia hispana celebra la Navidad de una forma muy particular, no todos creen en ella. Más que nada, porque se ha convertido, señalan, en una temporada de excesos y consumismo.

"La celebración de la vida se hace todos los días. Esta festividad me parece un embeleco del mercado y los capitalistas para vender mercancías", asegura Carmen, una reconocida periodista que prefiere identificarse con ese seudónimo.

"Se montan en el sentimiento del amor para promover el consumo desmedido que nada tiene que ver con el espíritu de dar que promueve la fe cristiana. A fin de cuentas, Jesús no nació en diciembre. Se trata de una estafa fina para llevar a la gente a comprar vanalidades", puntualiza la periodista.

Como Carmen, muchas otras personas tampoco se unen a las festividades cristianas de esta época por sus creencias religiosas. Entre ellos, judíos, musulmanes y budistas. Aunque muchos de ellos, residentes en la Isla, se unen a las celebraciones boricuas por la oportunidad de compartir con familiares y amigos.

Según la Historia, la celebración del 25 de diciembre se utiliza a partir de los dictámenes del papa Julio I, quien la impuso para acabar con la fiesta pagana de los romanos de adoración al Sol, una fecha en la que celebraban el término de las cosechas de invierno y que venía precedido de una semana de festejos.

Fiesta de las luminarias

Dentro del calendario judío, no está incluida la celebración de la Navidad. Pero en diciembre celebran Hanukkah o la Fiesta de las Luminarias-, una festividad judaica que se celebra durante ocho días.

Con ella se conmemora la recuperación de la independencia judía y la posterior purificación del Templo de Jerusalén de los iconos paganos, del que se recuerda el milagro del candelabro, que ardió durante ocho días consecutivos con una exigua cantidad de aceite. Por eso, la fiesta comienza con el encendido de la primera vela de un candelabro de ocho brazos.

Este año la festividad se celebró del 11 al 19 de diciembre. Y, al igual que en la Navidad, los niños son los protagonistas. Ellos reciben numerosos regalos o dinero y juegan con un juguete de madera, semejante al trompo, en el que suele aparecer la leyenda en hebreo "un gran milagro ha ocurrido aquí".

En Israel se estila comer las ‘sufganiot’, hecho con una masa parecida a la dona, pero rellena con mermelada y cubierta de azúcar glaseada. Y fuera de Israel, las comunidades israelitas también degustan buñuelos y otros pasteles fritos que recuerdan el milagro establecido por la tradición.

En Puerto Rico, por ejemplo, una familia judía contó que el viernes 11 -el día que comenzó Jánuca-, se reunieron para prender la primera vela, la familia compartió y comieron ‘potato latkes’ que lo sumergen en salsa de manzana o crema agria. Y a los niños, les regalaron dinero.

Celebración budista

Para los budistas, no existe una celebración unificada que esté relacionada directamente con la religión, como la Navidad. Sin embargo, en China -un país mayoritariamente budista-, muchas personas celebran la Navidad, debido a su apertura a la cultura occidental. Pero lo celebran como una fiesta comercial que llama la atención, sobre todo la de los jóvenes.

Según el administrador del Centro Zen, licenciado Raúl Dávila Rivera, los budistas celebran la iluminación de Siddhartha Gautama, Buda, el 8 de diciembre con una ceremonia para celebrar esa fecha.

"Hacemos un retiro intenso de meditación por siete días", explica Dávila.

Agrega que el 31 de diciembre también se hace una celebración para conmemorar el fin de año. No obstante, acepta que durante las celebraciones cristianas muchos budistas se unen a las celebraciones familiares y participan de las actividades.

Lo que pasa, dice la puertorriqueña Verónica Fernández, quien practica el budismo Zen, es que no se trata de negar la cultura y las tradiciones. Por eso entiende que, en ese sentido, el budismo es muy flexible.

"Nosotros vemos a Jesús como un ser iluminado, así que no hay una contradicción en que nos unamos a la familia a celebrar en estos días", dice Fernández, quien comenta que el budismo se adapta a las costumbres de las personas.

El mes del Ramadán

Para los musulmanes la Navidad no existe. Pero tienen la celebración del Ramadán que simboliza el triunfo personal, la victoria del autocontrol y la abstinencia, la purificación y renovación espiritual.

Y se lleva a cabo durante el noveno mes del

calendario islámico.

"El Ramadán se rige por el calendario islámico que es lunar, más corto que el de uso universal, el gregoriano, que tiene en cuenta los ciclos solares", explica el capellán musulmán puertorriqueño Wilfredo Ruiz. Por ello, cada año cambia de fechas. Durante esos días, los musulmanes se abstienen de comer, beber, fumar y mantener relaciones sexuales desde el alba hasta el crepúsculo durante el noveno mes del calendario islámico.

Sin embargo, en los países musulmanes donde hay una población cristiana significativa, afirma Ruiz, celebran la Navidad. Entre ellos, menciona a Siria -donde dice que casi un 20% de la población es cristiana-, Egipto, el Líbano, Irak y hasta Turquía.

Platino Brillante
lanuevaera
Mensajes: 17,265
Registrado: ‎12-21-2008

Re: DIFERENTES CLASES DE COQUITO Y OTRAS NAVIDADES

En Puerto Rico, dice Ruiz, la participación de los musulmanes en las celebraciones navideñas va a depender de su entorno y de cuánto celebren la fecha los familiares o amistades. Pero destaca que ninguna celebración musulmana coincide con la cristiana.

"En mi caso, toda mi familia es cristiana. Yo asisto a las celebraciones de, por ejemplo, la cena de Nochebuena o al velorio de Reyes que todos los años organiza mi mamá. Asisto porque son oportunidades de compartir familiarmente", indica Ruiz, quien acepta que inclusive también hace regalos. Pero indica que no lo hace en Navidad porque "los musulmanes no celebramos la fecha".

Cómo lidiar con los que odian la Navidad

lunes, 21 de diciembre de 2009

Adela Dávila Estelritz / Primera Hora

La Navidad es distinta para todos. Para unos, es sinónimo de bebelata y jolgorio; para otros, es una época de recogimiento y celebración santa, ya que conmemora nada menos que el nacimiento del Niño Jesús.

De otra parte, en estos días de fiesta, hay quienes se ponen melancólicos, recordando a los que ya no están. Ésos se alejan de los festejos, la algarabía y el intercambio de regalos, no porque estén en desacuerdo con dichas prácticas, sino porque -por el momento, al menos- su ánimo no se los permite.

Pero, además de todos los antes mencionados, existen grupos de personas a quienes, según ellos mismos dicen, les molesta todo, desde las parrandas y las reuniones familiares hasta el concepto de tener que ir de compras y andar haciendo regalos. Ésos son a los que llamamos "los Scrooge y los Grinch de la vida", personas que entre diciembre y enero se pasan murmurando entre dientes: "¡... sea la dichosa Navidad!".

¿Por qué unos van alegres y otros van llorando?

¿Qué puede provocar que alguien reaccione de este modo? Andrés Colberg, psicoterapeuta, psicokinesiólogo y doctor en hipnosis clínica analiza la situación de este modo: "Algunas personas enlazan elementos distintos de la vida por el mero hecho de que los mismos estén próximos en el tiempo. Es decir: ‘Si en Navidad papi salió a buscar leche a la esquina y jamás volvió a casa, de ahí en adelante, obligatoriamente, la época representará una gran pérdida para mí’.

Lo mismo suele ocurrir cuando fallece un ser querido en una fecha cercana a la época de fiestas. Con los divorcios ocurre otro tanto. Y ni hablar de todo aquel para quien el año nuevo se convierta en un recordatorio de que por esos días, precisamente, se quedaría cesante en su trabajo".

Siempre han existido

Pero, esto de tratar de restarle mérito a la Navidad no es nada nuevo. De hecho, muchos de nosotros recordaremos a los abuelos que, en medio de las celebraciones -con el árbol de Navidad repleto de adornos y rebosante de regalos-, se dedicaban a rememorar las grandes escaseces que se vivieron en sus tiempos. ¡Cómo les gustaba mencionar los sacrificios que pasaban sus propios padres para que, de niños, ellos tuvieran comida y ropa, y pudieran ir a la escuela!

En el otro extremo del espectro, según menciona Colberg, están las personas muy mimadas o egocéntricas, que pueden resentir que el hecho de que, en Navidades, impera el "nosotros" familiar sobre el "yo" individual y esto les roba el show. "Entonces, una celebración colectiva -en la que se resalta el compartir, desprenderse, actuar en solidaridad, fijarse en la necesidad de los demás, regalar sin esperar a cambio o recibir alguna tontería inesperada que no responde al gusto y preferencia de uno- puede irritar lo suficiente como para rechazar la época".

Una posible condición mental

Al contemplar todas las posibles manifestaciones de una personalidad Grinch o Scrooge, hay que considerar un posible padecimiento patológico. "Alguien con el trastorno de personalidad antisocial ilustra el aspecto patológico de este rasgo", advierte el especialista. "Esa persona piensa: ‘Me importan un bledo los demás y es legítimo que yo tome lo que yo entiendo que me corresponde’".

También hay que tomar en cuenta la actitud prepotente de algunos "que sí celebran, pero yéndose al extremo de justificar su forma alborotosa, desordenada, desenfrenada y hasta peligrosa de disfrutar porque les da la gana. Probablemente serán quienes disparen al aire u operen pirotecnia ilegal".

Estos últimos celebran, no porque les importe el significado de las fiestas, sino porque pueden hacerlo e imponen su criterio como les da la gana. Y eso no es otra cosa que demostrar desdén hacia la Navidad, pero a su modo.

Y no olvidemos las personalidades obsesivas del orden, el ritual y la regla, ya que se pueden sentir amenazados con el ruido (música), la decoración hiperbólica, los colores llamativos, los excesos dietarios, los vecinos que pintan y arreglan sus casas y llenan las aceras de viejeras, los graciositos que beben demás, los que trasnochan todos los días y los que, prácticamente, se mudan a los malls.

Mecanismo de defensa

Para algunos de nosotros, será posible desestimar las actitudes y comentarios de quienes pretenden restarle brillo y mérito a las fiestas navideñas. Sin embargo, hay quienes añoran ese junte y necesitan sentir el calor de un grupo, saber que forman parte de algo más grande que ellos, que pertenecen.

Platino Brillante
lanuevaera
Mensajes: 17,265
Registrado: ‎12-21-2008

Re: DIFERENTES CLASES DE COQUITO Y OTRAS NAVIDADES

Pero, a lo mejor, ésos cargan con temor al rechazo o viven sometidos por sus propias ideas de insuficiencia, etc. Su desconfianza les impide tomar la iniciativa de acercarse o preguntar si se pueden unir al colectivo. Como resultado, se quedan esperando, anticipando -de entrada- que no van a ser bienvenidos.

Ésos, lamentablemente, consciente y deliberadamente hacen todo lo posible por convertirse en Grinch o Scrooge. "Ante lo que anticipan como una situación inhóspita, reaccionan rechazando antes de ser rechazados. Esos desplantes, utilizados como mecanismos de defensa, pueden incluir: ataque a los demás, a la época, a la ridiculez de los adornos, al sin sentido de los villancicos, a los falaces personajes regalones, etc.".

Pero... ¿tienen remedio?

Cada cual es libre para, si lo desea, dedicar una considerable porción de su Navidad a redimir a quienes detestan esta época de fiestas. Claro que, si lo hace, tiene que ser consciente de que el bagaje emocional del Scrooge o el Grinch en cuestión puede ser tan pesado, que lo único que logrará será perder su tiempo.

Más práctico sería que nos dedicáramos a protegernos de los comentarios, actitudes y reacciones de quienes -en pleno festejo, por ejemplo- pretendan ridiculizar nuestras tradiciones.