¡Bienvenido a los Foros de Univision! Participa, intercambia mensajes privados, sube tus fotos y forma parte de nuestra Comunidad. | Ingresa | Regístrate Gratis
Responder
Diamante
ateo666
Mensajes: 28,234
Registrado: ‎09-20-2004
0 Kudos

Evangelios - La crítica histórica

La crítica histórica radical
La historia comparada habría de conducir necesariamente a una crítica histórica radical del material evangélico El primer representante de esta tendencia —que no es sino una manifestación más de una consideración del NT dentro del marco de la pura historia de las religiones— es J Wellhausen, investigador que se consagró principalmente al AT A su Israehlische und judische Geschichte (Berlín 1894) añadió un último capítulo sobre el Evangelio en el que se presenta a Jesús como un predicador del amor en un reino de Dios que ya ha comenzado, y que tiene una relación con Dios de hijo a Padre como ser humano que es El título de «Hijo del Hombre» significaba en boca de Jesús simplemente «hombre» Tras su muerte y resurrección se transformó el apelativo —por obra de la comunidad de creyentes— en título mesiánico y se le adscribió una filiación divina real Los primeros cristianos acabaron de transformar la imagen del Jesús terreno, uniendo su persona con las concepciones escatológicas de la época
Más tarde, mantendría Wellhausen 85 que los evangelios no tienen ningún valor como fuente para la historia de Jesús, sino como testimonio de la fe de la comunidad cristiana primitiva Según este autor, la tradición evangélica, múltiple y vanada, se plasmó en nuestros evangelios gracias a una selección dogmática, y su ordenamiento y disposición son invención personal de los evangelistas
Esta es la dirección que sigue la crítica radical que W Wrede (1859-1906) llevó a cabo sobre la concepción del mesianismo en los evangelios.
Wrede 86 utilizó el mismo método crítico usado por los liberales para demostrar el carácter no científico de la imagen de Jesús que ellos construyeron
Afirmó que Marcos, al igual que los otros evangelios, no era una simple biografía de Jesús, sino una interpretación teológica del significado de su persona Los evangelistas muestran desde el principio a un Jesús completamente divino Para Wrede, Jesús durante su vida no se proclamó nunca mesías, fueron los discípulos, después de su muerte, quienes lo reconocieron como tal, incorporando a la vida de Jesús en el más antiguo de los evangelios, el de Marcos, el tema del secreto mesiánico Lo que subyace, en realidad, en el segundo evangelio es la concepción teológica de la comunidad que luego es transferida a Jesús Como los cristianos primitivos no podían explicarse muy bien la poca proyección práctica —sobre todo en los primeros pasos de la vida pública de Jesús— de la conciencia mesiánica del nazareno, pensaron que la solución radicaba en la positiva voluntad de Jesús de mantenerse oculto El hiato entre la tradición anterior a Marcos, que presentaba a Jesús como maestro y taumaturgo, y la concepción mesiánica de la comunidad obligaron al evangelista a crear un lazo de unión entre ambos elementos Pero tal conexión era puramente ideológica y no correspondía a la situación histórica El secreto mesiánico, por tanto, fue una tradición creada por la primitiva comunidad cristiana y retomada por Marcos, que compuso su evangelio no como un historiador objetivo, sino como un teólogo que escribe desde el punto de vista de la fe
Para Wrede, también el cuarto evangelio revela una concepción semejante, siendo éste un claro testimonio de la fe eclesiástica Las concepciones religiosas del evangelista proceden del ideario gnóstico, y el evangelio se compuso porque, en las luchas de la Iglesia primitiva con el judaismo tardío, los tres primeros evangelios no habían conseguido lo que se proponían. El Evangelio de Juan, por tanto, no es un escrito histórico, sino teológico (Énfasis mío)
Esta línea de pensamiento es la que había llevado a Wrede, consecuentemente, a pedir la supresión de la teología bíblica del NT, postulando que, en vez de una teología neotestamentana, había que practicar y enseñar una Historia religiosa del cristianismo primitivo» que considerara el conjunto de todos los escritos cristianos de los primeros momentos, que renunciara expresamente a la idea de «canon de libros sagrados y prescindiera en absoluto del concepto de «revelación» 87

 


85 Emlettung tn die dreí ersten Evangehen, Berlín 1905 y sus traducciones y comentarios a los tres primeros evangelios, Berlín 1903-1904
86 Das Messtasgeheimnis in den Evangehen Zugleich ein Beitrag zum Verstandnts des Markusevangehums, Gotinga 1901
87 Uber Aufgabe und Methode der sogennanten neutestamenthchen Theologte, Gotinga 1897

 

 

 

ANTONIO PINERO - JESÚS PELAEZ EL NUEVO TESTAMENTO
Introducción al estudio
de los primeros escritos cristianos
pág. 54-55