Responder
¡Bienvenido! Para que puedas participar, intercambiar mensajes privados, subir fotos, dar kudos y ser parte de las conversaciones necesitas estar ingresado en los Foros. | Ingresa | Regístrate Gratis
chequelena
Mensajes: 84,488
Temas: 5,510
Publicaciones de blog: 0
Registrado: ‎12-06-2007

:۞:••:۞Ayudando seremos ayudados:۞:••:۞

 
 
 

En una zona montañosa, a través de una región desierta, caminaban dos viejos amigos, ambos enfermos, cada uno defendiéndose lo mejor posible, contra los golpes del aire helado; y de pronto, se vieron sorprendidos por una criatura casi muerta en el camino, ante el viento del invierno.

Uno de ellos, miró a este ser singular, tirado, y exclamó irritado:
- No perderemos el tiempo. Debo cuidarme a mí mismo. Sigamos nuestro camino.
- Amigo, salvemos al pequeño. Es nuestro hermano..., ¡por humanidad!
- No puedo -dijo el compañero endurecido-. Me siento cansado y enfermo. Este desconocido sería un peso insoportable. Tenemos frío y hay tempestad. Precisamos llegar a la aldea próxima, sin pérdida de tiempo.

Y avanzó hacia adelante, dando largos pasos.
El caminante de buenos sentimientos, con todo, se inclinó hacia el pequeño extendido sobre el suelo, se demoró algunos minutos para levantarlo colocándolo paternalmente en su propio pecho, y apretándolo aún más contra sí,  comenzó a caminar lentamente.

La lluvia helada cayó por la noche, pero él, cargado con el valioso cuerpo del pequeño, después de mucho tiempo, logró llegar al albergue del poblado que buscaba.
Con enorme sorpresa, no encontró allí a su amigo, que lo precedía.

Solamente, al día siguiente, después de una minuciosa búsqueda, fue el infeliz caminante encontrado sin vida, en una desviación del camino principal.

Siguiendo de prisa y a solas, con la idea egoísta de preservarse, no resistió la onda de frío que se hizo violenta, y cayó casi congelado, sin recursos para calentarse; en cuanto a su compañero de viaje, recibió a cambio, el suave calor del pequeño que llevaba junto a su propio corazón, superando los obstáculos de la noche fría, guardándose a salvo de semejante desastre.

Este viajero descubrió lo sublime del auxilio mutuo...
Ayudando al pequeño abandonado, se ayudó a sí mismo.
Avanzando con sacrificio, para ser útil al otro, consiguió vencer los obstáculos del camino, alcanzando las bendiciones de la salvación recíproca.

Los más elocuentes y exactos testimonios de un hombre delante del Padre Supremo, son sus propias obras.

Aquéllos que amparamos, constituyen nuestro sustento.
El corazón que socorremos se jnvierte ahora, o más tarde, en scurso a nuestro favor.
Nadie lo dude.

Un hombre solo, es simplemente un adorno vivo de la soledad, pero aquél que coopera en beneficio del prójimo, es creador del auxilio común.
Ayudando, seremos ayudados. Dando... recibiremos: ésta es la Ley Divina.

 

 

panchiviri
Mensajes: 343,615
Temas: 40,235
Kudos: 100,187
Registrado: ‎09-12-2005

Re: :۞:••:۞Ayudando seremos ayudados:۞:••:۞

Bonito tema, saludos desde el foro de Ian Somerhalder, feliz Lunes para todos.
chicazimple
Mensajes: 23,354
Temas: 927
Kudos: 6,038
Registrado: ‎09-29-2009

Re: :۞:••:۞Ayudando seremos ayudados:۞:••:۞

chicazimple
Mensajes: 23,354
Temas: 927
Kudos: 6,038
Registrado: ‎09-29-2009

Re: :۞:••:۞Ayudando seremos ayudados:۞:••:۞