¡Bienvenido a los Foros de Univision! Participa, intercambia mensajes privados, sube tus fotos y forma parte de nuestra Comunidad. | Ingresa | Regístrate Gratis
Responder
Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada) TERMINADA.

[ Editado ]

Cuando Harry Styles abrió la puerta no pudo evitar fijarse en los increíbles ojos, la sensual boca, y el maravilloso cuerpo de su visitante. Tampoco pudo evitar ver… ¡que estaba loca!


Su nueva vecina, una excitante castaña, lo acusaba de destrozar a su amiga, y juraba que se le acabarían los ligues… ¡ella misma los espantaría!




Senior
pamebb08
Mensajes: 869
Registrado: ‎07-29-2011

Re: Jugando con Juego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

Hiii soy Pamela interesante prologo, ya me imagino los caps

P.D: Si necesitas chicas puedo estar con Zayn

Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Juego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

Hola Pame, yo soy Belu perdon por no haberme presentado antes :smileytongue: Espero qe te guste un beso :smileyhappy:

Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

[ Editado ]

align="center">Prologo

align="center">

No podía seguir así.

Viendo como su amiga se deterioraba poco a poco. Después de que Jason la dejara por su secretaria, _____ había abandonado la vida. No salía, no se divertía, necesitaba un estímulo para animarla, para que se divirtiera, para que se volviera a enamorar.

Y ella sabía el candidato perfecto.

Un mujeriego que necesitaba un escarmiento de una vez por todas.

Encima tenía al “amigo” perfecto para ayudarla.

Todo iba a salir a pedir de boca.

Una sonrisa se asomó a los labios de la rubia.

Luego respiró hondo y se concentró en ponerse triste. Las clases de actuación la habían ayudado mucho, para algo iba a ser actriz.

-_____… -dijo en un susurro entrando en la habitación de su amiga.

La castaña se sobresaltó al ver a su amiga deprimida y llorosa ¿Qué le pasaba?

-¿Qué te pasa, Ever? –preguntó acercándose a su amiga, y abrazándola.

-Es que… es que… -susurró antes de romper a llorar.

-¿Qué, es que, qué? Cuéntame.

-Harry –dijo en un sollozo- me ha… me ha… me ha…

-Oh, dios –gimió la chica pensando lo peor- Ya Ever, tranquila, no vale la pena. Ningún hombre vale la pena.

-Pero… pero…

-Ya Ever –la consoló.

-Es un ******* –gimió- si ya tiene otra tipa, dijo que le gustaba tener muchas y no solo una –lloró.

Un fuego incendiario recorrió el cuerpo de _____. ¿Un mujeriego? Ese tío se merecía lo peor, lo peor, además había echo sufrir a su amiga, a su mejor amiga.

-Pagará –dijo- se le acabarán los ligues… -añadió.

-¿Qué? –preguntó Ever intentando no salir del papel.

-Ever, ya me cansé, ese tipo tiene que pagar… se le van a acabar los ligues, te lo prometo.

-Pero ¿cómo…?

-Ya veré, pero haré cualquier cosa.

-_____ yo…

-Shh, Ever, solo tienes que darme datos, y si no te importa lo haré pagar un poco…

-Yo… -la castaña enarcó una ceja- está bien…

Después de un rato todo estaba listo, _____ sabía lo suficiente sobre aquel hombre que había echo sufrir a su amiga. Ahora solo hacía falta llevar el plan acabo.

«Prepárate Harry Styles, vas a saber lo que es bueno»



Acero
lalokaporelreggaeton
Mensajes: 2,848
Registrado: ‎12-23-2005

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

hola me llamo Johanna si necesitas chicas puedo estar con Niall o Zayn xfaaa :smileyhappy:

PhotobucketPhotobucket
Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

Johanna recien leo tu comentario :smileyindifferent: oki no me acuerdo bien, si sale alguien mas pero si sale te pongo si? Un beso 

Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

Capitulo 1

 

El recorrido había sido largo y pesado, _____ se sentía cansada, hambrienta, y sucia, deseaba poder llegar ya a su nueva casa, después de haber perdido el avión y asegurarse de que no había otro vuelo en tres días había tenido que coger tres autobuses para poder llegar, por fin.

No era una mansión, no era una gran casa, pero si un piso reconfortable y acogedor, la verdad, le gustaba, había merecido la pena el viaje en autobús, o mejor dicho los viajes en autobuses.

Soltó las maletas nada más cruzar la puerta de casa, y tras echar un mejor vistazo se dejó caer en el sofá, donde cerró los ojos durante un instante. Mentalmente hizo una lista de lo que necesitaría para su nueva casa, y para si misma, se levantó, y cogiendo la maleta se dirigió a la habitación, donde comenzó a colocar todas sus pertenencias, una vez hubo acabado, se cambió de ropa. Tras ponerse algo cómodo revisó la casa de arriba a bajo, con un pequeño cuaderno en las manos y un bolígrafo, anotando todo lo qué debía comprar.

Una hora después de la revisión se puso las gafas de sol, cogió las llaves de su nuevo descapotable y salió rumbo al supermercado, donde compró todo tipo de comestibles y demás cosas.

Volvió a casa y miro su reloj, tenía dos horas por delante antes de la hora del almuerzo, se recogió el pelo, se puso la ropa de limpieza, sacó todo lo necesario incluido la nueva aspiradora y se puso manos a la obra con su nuevo hogar.
 
Hora y media más tarde todo estaba perfectamente limpio, recogido y ordenado, había limpiado desde el salón hasta la pequeña terraza, incluidos todos los muebles de cada habitación que al ser nuevos decidió ver su estado.

-¡Perfecto! –dijo mirando a su alrededor- ahora un buen baño y a almorzar.

Tras coger la ropa que se iba a poner después de la ducha, se dirigió al cuarto de baño donde abrió el grifo del agua caliente para que empezara a salir mientras se desvestía.

Se metió bajo el chorro de agua y comenzó a enjabonarse…


«Lo mejor después de un día duro de trabajo es el sexo» se recordaba Harry Styles a la salida del edificio donde trabajaba.

-Hasta mañana Zayn… ¿estás seguro que no te quieres venir conmigo a buscar acompañante?

-Muy seguro Harry, te recuerdo que tengo chica, y la quiero mucho.

-Bah, ¡tonterías! Un hombre no está echo para una mujer, cada hombre tiene siete mujeres –Zayn estalló a carcajadas- Tío no te rías es cierto, no lo digo yo, lo escuché por hay, no se muy bien donde, pero lo escuche. Anda vente.

-Que no Harry, espero que encuentras alguna que esté bien, ¡suerte!

-Gracias, aunque no la necesitaré, ya sabes todas acuden a mi… Venga ya vente.

-Hasta mañana Harry.

-Bueno, tú te lo pierdes, disfruta de tu “chica”

Zayn volvió a reír.

-Lo haré, no te preocupes.

-Vamos que no te vienes.

-Ya te he dicho que no, hasta mañana, no te acuestes muy tarde, que hay que descansar.

-También hay que hacer ejercicio, y eso es lo que pienso hacer esta noche. ¡Y tú te lo vas a perder!

-Adiós Harry, me voy ya que quedé con Pame para almorzar, me debe estar esperando en casa.

-Que no te convenzo. Pues nada otro día será. Adiós

-Hasta mañana… - «este tío no cambia, algún día lo hará» murmuraba Zayn en su mente mientras caminaba hacía su coche agitando la cabeza.

«Él enchochao este, nada más habla de su novia, ¡con lo bien que se vive de hembra en hembra…! ¡Ay dios!»

Harry se montó en su coche y se dirigió al bar donde solía acudir cada viernes después del trabajo, siempre había alguna chica solitaria a quien hacer compañía, y ese viernes pensaba darse el capricho de hacerle compañía a alguien…

Estuvo un rato en el bar, tomando una copa mientras examinaba a las candidatas, para elegir a la posible compañía de ese día. Al final se decantó por una rubia que vio a lo lejos, alta, de largas piernas, buen busto… era la perfecta.

Se acercó a ella, y tras unas palabras bonitas, se estaban montando en su coche para dar una vuelta a la que ella accedió encantada.

Media hora más tarde Harry estaba subiendo en el ascensor con su compañía, para enseñarle unos cd’s muy buenos que tenía, mientras tomaban una copa de vino…

_____ ya estaba impaciente, su nuevo vecino debería haber llegado hace horas, lo tenía ya todo planeado, desde que Ever le contó lo que había pasado, prometió que a Harry Styles se le acabarían los días de jueguecitos con las mujeres, ella misma se encargaría de eso, ¿y que haría que las mujeres huyeran de los brazos de Harry? Tras pensarlo un poco llegó a la conclusión de que si él estaba comprometido con una mujer… ninguna otra se le acercaría…

Por fin lo vio salir del ascensor, y no iba solo, una rubia impresionante iba colgada de su brazo, no pudo evitar fijarse en su físico, desprendía sensualidad por donde pasaba, no lo podía negar, pero no era su tipo, desde luego que no…

Harry se quedó mirando fijamente a la mujer que estaba apoyada en el marco de la puerta que había frente a su casa ¿sería su nueva vecina? Estaba realmente bien… unas preciosas piernas, unos ojos intensos, una boca sensual, y su pelo castaño liso, esa mujer sería dinamita en la cama… lo malo era que lo estaba viendo acompañado de la rubia, a lo mejor eso retrasaría el proceso de poder llevársela a la cama, pero tarde o temprano sentiría ese precioso cuerpo sudando junto al suyo.

 

Le dedicó una se sus irresistibles sonrisas, y siguió caminando con la rubia al lado hasta que llegó a su puerta, le iba a dar las buenas noches a su nueva vecina cuando algo extraño pasó.

La castaña acababa de lanzarse a sus brazos…
 
-Oh mi vida, te eché tanto de menos, menos mal que ya pude llegar, y mira, me compré el piso que está en frente del tuyo, se que es pronto para vivir juntos, por eso me compre el piso, ahora estaremos más cerca el uno del otro…

Harry estaba atónito, ¿Qué le pasaba a esa mujer? ¿estaba loca o que? Seguramente se habría confundido, se habría echado un novio cibernético o algo y se había confundido… La rubia estaba unos pasos más atrás, abrió la boca para indicarle a la muchacha que se debía estar confundiendo, pero ella lo besó y él se estaba dejando llevar, sus labios eran suaves y carnosos, ¿Cuándo había puesto la mano en la cintura de la castaña? La pegó más contra él y profundizó más el beso…

No estaba en sus planes besar al tipo este, pero no le había quedado de otra cuando lo vio que iba a decirle algo, su plan estaba funcionando, la rubia los miraba extrañados, lo malo era que el beso le estaba gustando, debía de reconocer que Harry Styles besaba realmente bien, ¿era ella la que se estaba frotando contra él…?

De repente se apartó, sin mirarlo giró sobre sus pies y se metió en su casa, dejándolo con la boca abierta y los labios hinchados… aparte de frustrado, la tela de los pantalones no conseguían disimular para nada su estado de excitación.

Harry gruño, ¿era real lo que le acababa de pasar? ¿de verdad una castaña lo acababa de besar como nadie lo había echo en su vida y momentos después le había dado la espalda como si nada hubiera pasado? Y para colmo la rubia se había ido. Ahora no le quedaba de otra que darse una ducha de agua fría o… o llamar a la puerta de la castaña para acabar lo que ella había empezado.

¿Qué hacer?

Llamar a la puerta.

Pulsó el timbre dos o tres veces, a la cuarta la puerta se abrió, la castaña estaba en albornoz y con el cepillo de dientes metido en la boca, por lo visto a ella también le había afectado el beso…

-¿Si? –preguntó ella con aire de inocente.¬

-¿Y? –preguntó él.

-¿Y que? Si me hicieras el favor y me explicaras… por ahora no se leer mentes –Harry la miró incrédulo, ¿Qué pasa que era amnésica o que?- ¿y bien?

-Me vas a explicar lo que ha pasado hay fuera.

-¿Qué ha pasado? –preguntó ella.

-¿Cómo que qué ha pasado? ¡me besaste!

-¿Y?

-¿Te estás burlando de mi?

-Yo no… ¿y tú te estás burlando de mi Harry Styles?

-Ah, ¿Qué no ha sido una confusión? ¿no te has confundido de amor ni nada? Sabes perfectamente quien soy… ¿Por qué has hecho eso?

-¿Él que?

-¡Quieres dejar de hacerte la tonta!

-¿Quién?

-¡Me estás volviendo loco! Además ni siquiera se tu nombre…

-Uhmm… y creo que por ahora no lo sabrás.

-La verdad me da igual, yo he venido a terminar algo que tú empezaste.





Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

Capitulo 2

_____ lo miró confundido, ¿no sería…? De pronto los labios de Harry estaban contra los suyos, sus manos en su espalda apretándola contra él, y su lengua entrelazándose con la suya… tardó unos instantes en comprender la situación.

Puso las manos en el pecho de Harry y lo apartó de un empujón…

-¿Qué haces? –preguntó pasándose la mano por la boca.

-Terminar lo que tú empezaste.

-Yo no empecé nada, simplemente saludé a mi nuevo vecino, y ahora si no te importa, me gustaría vestirme…

-Me importa.

-Me da igual, bye cariño.

-Eso no quedará así –le advirtió él.

-Claro que no, pero ya hablaremos, hasta mañana, cielo.

_____ lo empujó hasta la puerta y luego la cerró, apoyándose contra ella y soltando un suspiro, se agachó y recogió el cepillo de dientes que había dejado caer inconcientemente. No había planeado que él respondiera así, pero acababa de comprobar que lo podía controlar, y el plan seguía adelante.


Harry cerró con un portazo la puerta de su casa, haciendo que todo resonara, estaba furioso, y frustrado, se había quedado sin sexo, ahora no tenía a la rubia, esta no lo había llegado a excitar, pero la castaña… la castaña lo acababa de dejar tirado, pero eso no iba a quedar así, ella acabaría en su cama, ya se cobraría el que lo hubiera dejado en semejante estado, ahora lo que necesitaba urgentemente era una buena ducha de agua fría, muy fría, y luego dormir y relajarse.


Su segundo café en medio de la noche. _____ no conseguía dormir, no conseguía quitarse la sensación de los labios de su vecino acariciando los suyos, sus manos acariciándole la espalda…

-¡Estoy totalmente loca! –gritó en medio del silencio.

Con un gruñido, se metió de nuevo en la ducha, necesitaba despejarse, y el baño era el mejor sitio, su paraíso… Mientras se bañaba planeó el día siguiente, tenía que tener a Harry vigilado, sobre todo si no quería que las mujeres se le acercaran, eso significaba seguirlo a todas partes. Ella no tenía que trabajar, tenía dinero suficiente para vivir tres vidas, así que no se tendría que distraer en el trabajo ni nada por el estilo, podría dedicar su tiempo a fastidiar a Harry Styles, algo que iba a hacer encantada.

Eran las tantas cuando se durmió, pero el reloj marcaba las seis de la mañana cuando oyó la puerta de enfrente, de un salto se levantó del sofá y se asomó a la mirilla de la puerta.

¿Qué hacía tan temprano levantado Harry un sábado?

Iba en chándal y estaba mirando el reloj, se disponía a ir a correr, eso le daba tiempo para ir duchándose y poder despejar la mente tranquila, no iría a ligar a las seis de la mañana principalmente por que la gente dormía.

No lo hacía todos los sábados, pero este le hacía falta, necesitaba correr y despejarse, ya que la cama no le había servido de nada, no había podido pegar ojo, cada vez que los cerraba se imaginaba a cierta vecina en sus brazos rodando por la cama entrelazados… era mejor alejar esos pensamientos, y si corría seguramente los podría alejar.

Dos horas más tardes _____ estaba asomada en la ventana de su casa, mirando a la calle, pendiente de la vuelta de Harry, estaba empezando a impacientarse cuando lo vio llegar, estaba increíblemente atractivo, las mejillas coloradas, el pelo revuelto, el pecho agitado…

-¡Ya _____!

Lo vio entrar a la cafetería de abajo y se apuró a coger el bolso y salir. Al entrar lo vio sentado con un periódico en las manos gesto que la sorprendió, y una taza de café delante, también vio que las chicas se le empezaban a acercar, y coqueteaban con él. Harry bajó el periódico y comenzó a hablar con las chicas con una de sus sonrisas en los labios, _____ se apresuró y se acercó a él, le rodeó la cintura con los brazos…

-Hola cielo –lo saludó- perdón que tardara en bajar, no sabía que volverías tan pronto de correr.

Harry se encogió al sentir los brazos y oír la voz, era la de su vecina, la misma que la noche anterior lo había dejado con el calentón, las chicas que estaban a su alrededor desaparecieron, y tras ellas, la castaña se separó de él y se sentó en una silla ignorándolo. Lo comenzaba a sacar de sus casillas, le estaba espantando a las chicas, y eso no le gustaba un pelo. Debería hablar con ella y decirle que lo dejara en paz, o que por lo menos le explicara su conducta.

Se giró y se dispuso a mirarla…

-¿Y bien? –preguntó. Comenzaba a hartarse se ese juego.

Ella lo miró y él se quedó clavado, perdido en sus ojos verdes… agitó la cabeza y la miro con indiferencia.

-¿Si? –preguntó ella.

-¿Me vas a explicar por que has hecho eso? Ahora no me puedes decir que saludabas al vecino…

-Pues eso es exactamente lo que hacía, me gusta llevarme bien con mis vecinos, y tú vives justamente en frente de mí, nos debemos de llevar bien.

-Una cosa es que nos llevemos bien, y otra ¡es que te hagas pasar por mi novia!

-¿Yo hice eso? –preguntó mirándolo asombrada- no, yo solo saludaba a mi vecino…

-¿A todos tus vecinos los saludas así?

Puede…

Harry arqueó una ceja, y ella se le sonrió.

-Señorita aquí está su café –la avisó la camarera.

-Gracias –contestó ella, y se giró ignorando a Harry.

-Bueno, pues a partir de ahora haz el favor y no me sigas saludando así, me espantas a todas las chicas. Y no me gusta que lo hagas.

Harry giró sobre sus pies y salió del bar, directo a su casa para darse una buena ducha, mas le valía que su vecina no lo siguiera saludando así, si no terminaría por pegarla contra una pared y… pero eso no iba a pasar, ella no se le volvería a acercar si era consciente de eso…

«Lo siento mucho cariño, pero esto no se va a acabar» se dijo _____ con una sonrisa, por mucho que no quisiera seguir acercándose a Harry, lo iba a hacer, prometió que Harry estaría sin chicas un tiempo y así sería, no iba a tener sexo, no iba a besarlo mas, con unas simples palabras las chicas se irían, un cariño, o hola cielo, mi amor… cualquier adjetivo cariñoso haría que las chicas cogieran la indirecta, aunque fuera una mentira, porque ella era de él, lo mismo que él de ella: nada.


Una vez se hubo duchado estaba más tranquilo, seguro que ahora que le había dicho aquello a su vecina lo dejaría en paz, ya no le espantaría a más chicas, ahora se daría una buena noche, se arregló y decidió que iría a comer por hay, haría de vago lo que quedaba de día, total… era sábado, salió a la calle, llamaría a Zayn para que saliera con él, no a Zayn no, estaría con su chica, mejor a Niall,Niall  pensaba igual que él, seguro que le apetecía salir por hay a dar una vueltecilla… si, definitivamente llamaría a Niall. Sacó él móvil del bolsillo y buscó en la agenda el número de su amigo…

-¿Si? –preguntó una voz aguda al otro lado del teléfono.

-Niall, soy Harry, ¿te apetece ir a buscar entretenimiento?


_____ acababa de salir del bar donde había ido para buscar a Harry, al salir se frenó en seco, Harry hablaba por teléfono… se acercó sigilosamente para que él no la viera…

-Está bien, nos vemos en el bar de siempre en una hora.

«¿En el bar de siempre?, ¿Cuál era el bar de siempre?» Maldito fuera, ahora no sabía hacía donde lo tenía que ir, solo le quedaba una opción: seguirlo.

Lo vio girarse y entrar en el edificio, lo siguió, bien, iba a casa, por lo menos tendría tiempo para cambiarse de ropa… ¿con quien habría quedado?, seguro que con alguna tipa, una rubia tonta…

Esperó a que él entrara en su casa, y ella entró en la suya, se cambió de ropa, no se iba a arreglar mucho, pero tampoco iba a ir vestida de diario… se maquilló lo justo y esperó detrás de la puerta hasta que lo escuchó, se sentía rara, no era una costumbre suya el ir espiando a la gente y menos seguirla, pero hacer eso, la hacía sentirse en un juego, no podía ser descubierta, y eso la divertía.

Al fin él salió del departamento, y se metió en un ascensor, ella hizo lo mismo, lo siguió. Al cabo de un rato lo vio entrar en un bar, y por fin, ella entró sin  temor a que la viera, «Uhm… bonito sitio, no tiene mal gusto el nene» se dijo.

Entró con la cabeza alta, estaba dispuesta a divertirse, a disfrutar, a fastidiar a Harry…

Harry se quedó de piedra cuando vio a la castaña, ¿pero como…? Casualidades de la vida, ¿pero es que no podía perderla de vista ni un momento? ¿lo habría seguido?, no, eso era imposible, se habría dado cuenta, dispuesto a pasárselo bien, independientemente de ella, la sonrió para luego girarse sobre sus pies y buscar a su amigo… quien no estaba. «Que raro» pensó, bueno, mientras él podía divertirse, buscando alguna mujer con quien pasarlo bien… Si, se lo pasaría de miedo ese día.

Estaba charlando con una rubia impresionante cuando alguien le tocó el hombro, ¡por fin había llegado Niall!, se giró para sorprenderse, no era su amigo, era la castaña.

-Hola cariño –lo saludó.

-Ho… hola –saludó él, ¿Por qué tartamudeaba?, si él era famoso por su seguridad, y su dominación a la mujer…- ¿Cómo estás?

-Hay… no me trates como si hiciera años que no nos vemos, sabes perfectamente lo bien que estoy…

¿Se estaba insinuando? ¡Maldita!, se giró para hablarle a la rubia, pero no estaba, se giró de nuevo hacia su vecina, pero no estaba tampoco, ¡maldita fuera! Esa se la iba a cobrar, le estaba espantando todos los ligues, ¿quería jugar? Pues nada, jugarían los dos…





Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

Capitulo 3


Con la mirada buscó por todo el bar a la castaña, al fin la vio, charlando con un chico, le estaban poniendo la oportunidad en bandeja de plata, y él pensaba aprovecharla. Con su mejor sonrisa, se acercó a ella, le rodeó la cintura con los brazos, la sintió tensarse, pero ignoró el hecho y hundió la cabeza en la curva de su cuello; ¡maldita sea, que bien olía!

-Perdona cariño la espera, había cola… -murmuró Harry, antes de darle un beso en el cuello.

-Eh… bueno _____, yo… eh… voy a la barra… -dijo el hombre con el que hablaba.

-¿Pero se puede saber que estas haciendo? –exclamó ella, soltándose de él y mirándolo a los ojos con furia.

-Así que te llamas _____ –comentó él ignorándola- bonito nombre.

-¿Pero que te has creído? –preguntó acercándose a él con una mano alzada, dispuesta a pegarle.

Pero Harry fue más rápido, le agarró la muñeca al tiempo que tiraba de ella, pegándola contra él.

-¿Sabes que hueles maravillosamente bien? _____…

Ella tragó saliva, mientras él le miraba los labios e inclinaba la cabeza poco a poco hacía ella, sus bocas se encontraron, Harry la besó lentamente, saboreando esos labios que ya había probado, esos labios que había querido probar de nuevo, esa boca que estaba explorando… _____ había dejando paso a la lengua de Harry la cual exploraba su cálida boca, «¿Qué estoy haciendo?» se preguntó de repente a la vez que se soltaba de él, rompiendo el beso.

Harry la miró confundido, por un minuto pensó que por fin la tenía, pero se había confundido, _____, su vecina iba a ser una mujer difícil, pero… a él le daba igual, no le importaba, no se iba a acostar con ella, simplemente: iba a jugar. Y él sabía jugar, pudiera ser que al final se la llevara a la cama como premio.

_____ se recompuso, respiró hondo. Harry estaba jugando, se había unido al juego… pero ella no se lo iba a permitir, no, no y no, ella era la única jugadora, y pensaba ganar el juego. ¿Él quería guerra? Pues iba a tener guerra, ella sabía como jugar, además se divertiría, y mucho…

Harry la miraba con una sonrisa burlona, y ella alzó la vista orgullosa, definitivamente iba a ganar, si, ya no solo por Ever, también por ella.

-¿Qué te pasa? –preguntó él.

¡Maldito fuera! ¡Encima se burlaba!

-¿A mi? –pregunto ella- ¿Por qué lo preguntas?

-No se… -comenzó cogiéndola de la cadera y acercándola de nuevo a él- …tal vez porque dejaste de besarme de una forma muy brusca… y no podrás decir que no te estaba gustando, _____…

¿Por qué siempre que decía su nombre lo hacía en un tono tan sensual?

-Uhm… ¿me oíste negar algo? ¿no, verdad? Y ahora… si no te importa… ¿me sueltas?

-Mmm… es que la verdad no me apetece soltarte… me gusta como hueles –le dijo pasándole la nariz por el cuello- como sabes… -continuó lamiéndole el cuello, _____ se estremeció y al notarlo él sonrió- serías una magnifica amante… -por unos instantes _____ se permitió dejar volar su imaginación, pero enseguida se regañó, no debía pensar en nada de eso, no iba a ocurrir- ¿te apetece pasarlo bien… _____?

-¿Sabes Harry? –preguntó orgullosa- Tendré en cuenta tu oferta, cuando me apetezca divertirme… te llamaré, se donde vives… -tras decir eso, se soltó de él, y se fue dejándolo solo.

Harry sonrió, sabía perfectamente que eso eran solo palabras, que no lo iba a llamar, que no acudiría a él, pero él, haría que ella lo deseara, haría que quisiera que la besara, que la acariciara… un juego, era un juego. Por lo menos se había ido, dejándolo con la libertad suficiente como para poder llevarse a una chica a la cama esa noche ¡por fin!, su vecina no iba a interceder…


_____ estaba en su casa como un león enjaulado ¿Por qué se había ido del bar? ¡Maldita sea!, no debería de haber salido corriendo, primero porque no era propio de ella, y segundo porque lo había dejado solo, con la oportunidad de llevarse a alguien a la cama… ahora solo le quedaba esperar, y rogaba porque se la trajera a casa y no se fueran a otro lugar…

No tuvo que esperar mucho, un poco más de las diez de la noche, empezó a oír risas en el pasillo, una risita ordinaria resonaba con fuerza, acompañada de una voz de hombre: su vecino.

Se apresuró a ponerse la bata de seda por encima del camisón, se revolvió un poco el cabello, y metió bien los pies en las zapatillas; dejó la puerta encajada y salió para llamar a la puerta de enfrente, la misma risita del pasillo se acercaba, estaba segura de que era la chica la que iba a abrir, y así fue. Una rubia alta, con largas piernas y ojos marrones, le abrió la puerta.

Ella ignorándola se adentró en la casa…

-Mi vida –murmuró- te echaba de menos –le dijo lanzándose a los brazos de Harry…

Sin dejarlo hablar lo besó, ella notó como las manos de Harry se aferraron a ella, le acariciaban la espalda para ir bajando hacía sus nalgas, donde tras coronárselas la unió más a él, haciendo que no quedara espacio para el aire entre ellos… Cuando _____ oyó cerrarse la puerta de golpe, se soltó de Harry, quien confundido se frotó los pelos…

Ella respiró hondo, menos mal que la otra se había ido, el beso había ido intensificándose con demasiada rapidez, había podido sentir la erección de Harry contra su vientre.

-¿Por qué hiciste eso? –preguntó con voz ronca.

-¿El que? –preguntó ella a su vez.

-¡Entrar así en mi casa! ¡Besarme de esa forma! ¡Espantar a mi chica!

-Me dijiste que cuando quisiera divertirme que te buscara, y eso hice –le contestó ella sin darle importancia.

-Así, que te apetece divertirte…

-Me apetecía –contestó resaltando la palabra- me hablaste muy mal, ahora me voy a casa.

-¿Dónde te crees que vas? –preguntó Harry frustrado.

Ella lo ignoró y caminó hacía la puerta. Harry la vio alejarse de él, abrir la puerta de su casa y cerrarla, él la siguió, aquello no se iba a quedar así. Justo cuando ella iba a empujar su puerta, él dio un tirón y se la cerró.

¡No, no, no y no, no podía ser!

_____ se giró pálida, le había cerrado la puerta, ¿ahora como beep se supone que iba a entrar…?

Harry la miró confundido, ella había palidecido, el sonrojado de sus mejillas ya no estaba, ¿le habría echo daño? ¿Cómo…? No, él apenas la había rozado.

-¿Qué pasa? –preguntó confundido.

-¡Maldito idiiota! –gritó ella con ira, empujándolo, Harry sorprendido puso los brazos para protegerse de las manos de _____- ¡idiiota! ¡me cerraste la puerta! ¿Cómo se supone que voy a entrar ahora? ¿eh? ¿eh? Venga ¡explícame! -Harry seguía perplejo, él iba hacía atrás mientras _____ iba dándole manotazos, y no entendía el por qué.- ¡es tu culpa que yo…!

De repente Harry la cogió de las muñecas y comenzó a andar con velocidad, haciéndola retroceder, hasta que ella quedó entre una pared y su pecho…

-¿Mi culpa? –preguntó furioso- ¡no soy yo quien ha entrado tú casa para calentarte y después irme! Eres tú la que dejó la puerta encajada en vez de coger las llaves… -estaba enfadado, por palabra que decía acercaba su cara a la de ella, tenían las frentes pegadas, al igual que las narices- ¿Qué dices en tú defensa? –_____ guardó silencio- eso es lo mejor que haces, ¡callarte! Porque sabes que llevo razón.

_____ abrió la boca para objetar, pero Harry la calló con un beso, ardiente y apasionado. Y ella se dejo llevar…



Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

align="center">Capitulo 4

Harry le soltó las muñecas y colocó las manos en la cintura de _____, donde la acarició brevemente con los dedos antes de subir las manos hasta su espalda, colocando la mano abierta en la parte inferior de la espalda femenina hizo presión haciendo que ella se arqueara un poco, pegándola más contra su cuerpo, para que así pudiera notar en el estado en el que se encontraba. ______ gimió y le rodeó el cuello con los brazos, colgándose de él, las manos de Harry se movieron de nuevo, esta vez descendiendo hasta llegar a las nalgas de ______, por encima de la tela de su camisón, desde donde la levantó, ______ sin dudarlo le rodeó la cintura con las piernas.

A ciegas, Harry caminó hasta entrar en su casa, y cerró la puerta con la espalda de _____, la apoyó contra dicha puerta y la sujetó mejor.

Sujetándola en un abrazo, Harry se dirigió hacia su habitación mientras a ciegas le desabrochaba la bata dejándola tirada a mitad del camino, descubrió que ______ no llevaba ningún tipo de ropa interior cuando notó su vientre mojado justo en el sitio en el que ella tenía su sexo presionado contra su cuerpo.

Eso hizo que su excitación aumentara, bajó las manos, deshaciendo el abrazo, y las introdujo por debajo de la fina tela del camisón, acariciando cada parte de su cuerpo fue levantándoselo, dejando a la vista su precioso cuerpo. Harry rompió el beso para quitarle el camisón y aprovechó para verla. Soltando un gruñido la dejó caer en la cama, e inclinándose capturó uno de los pezones erectos de _____ entre los dientes, ella gimió de placer arqueándose para él, ofreciéndose.

Mientras devoraba el cuerpo de su vecina, Harry fue quitándose la ropa como un experto, al separarse para quitarse las últimas prendas, vio como ella lo miraba con ojos lujuriosos, como respiraba con dificultad haciendo que su pecho subiera y bajara… excitándolo más.

Corriendo literalmente se acercó al cajón de su mesita de noche, sacó una caja de preservativos y volvió al lado de _____.

Puso la caja sobre el colchón e hincó las rodillas en la cama.

A pesar de estar terriblemente excitada, _____ había podido despejar un poco la mente mientras Harry iba a por la caja de los preservativos, comenzaba a arrepentirse de eso, sería mejor que se fuera, comenzó a gatear por la cama para bajarse, pero Harry la cogió por los tobillos y tiró de ella, acercándolo a él, se inclinó sobre ella.

-Te gusta jugar ¿eh? –susurró juguetón, obviamente no lo había tomado el gesto, como un intento de irse- pues jugaremos…

Introdujo una mano entre la cama y el cuerpo de _____ y la incorporó haciendo que la espalda de ella quedara pegada a él, _____ no pudo evitar jadear al sentir la erección de Harry, él se inclinó un poco y tras echar el pelo de _____ sobre uno de sus hombros, comenzó a besarle el cuello, haciendo que ella gimiera y se frotara contra él.

Una de las manos de Harry, comenzó a recorrer el cuerpo de _____, acariciándola repetidas veces, deteniéndose al llegar a su sexo. Con un dedo, la acarició ligeramente, cuando _____ inconscientemente separó las piernas, Harry dejó que su manos se adentrara más en su cálido y húmedo sexo.

-Harry… -gimió _____, cuando él presionó su mano contra su sexo, acariciándola, introdujo un par de dedos en ella, y los movió mientras que le acariciaba el clítoris- ¡Dios Harry! ¡Oh dios…! Me vo… -jadeaba mientras se movía.

-Si, cariño, eso es…

Ante las palabras de Harry _____ no pudo evitar alcanzar el clímax. Intentando normalizar su respiración _____ se dejó caer hacía atrás y se apoyó en Harry, las piernas le temblaban, Harry la ayudó a tumbarse bien sobre la cama.

La cargó en sus brazos y la colocó en el centro de la cama.
 
Empezó a depositar pequeños besos sobre el tembloroso cuerpo de _____, empezando por su cara, siguiendo por su mandíbula, cuello, bajando hasta sus senos… volvió a ascender, la besó en los labios, posesivamente, mientras el beso se intensificaba, Harry introdujo, su mano entre las piernas de _____, la acarició… cada vez estaba más húmeda y eso lo enloquecía..., le separó las piernas, y se colocó entre ellas.

 Sujetándola por las caderas entró en ella de una profunda embestida. Ambos soltaron un grito ante el impacto. _____ gimió y dejó de respirar inconscientemente, se dio cuenta de que no respiraba, cuando Harry comenzó a moverse en su interior con un ritmo profundo y lento.

_____ clavó las uñas en los hombros de Harry, y rodeó su cintura con las piernas, dándole mejor acceso, el ritmo iba incrementando por momentos, cada vez las embestidas eran más rápidas y profundas.

Ella gimió arqueando su espalda cuando sus paredes vaginales comenzaron a contraerse, anunciando la llegada de su orgasmo, Harry aceleró aun más, una película de sudor cubría su frente, y ella se aferró más a él, mientras se movía siguiendo su ritmo.

Segundos después lo notó tensarse en su interior. Gimió y contrajo su sexo haciéndolo perder el control. Ambos gritaron cuando sus cuerpos alcanzaron juntos el orgasmo. Y él se dejó caer sobre ella, abrazándola.

No lo podía creer.

Eso no había pasado de verdad…

Si, había pasado, y había sido la mejor experiencia que había tenido hasta ahora en su vida sexual.

_____ aún intentaba normalizar su respiración, su pecho subía y bajaba, se sentía tan bien y a la vez tan mal… aquello no debería de haber sucedido.

Pero a lo hecho pecho.

No podía retroceder el tiempo y evitar el accidente.

Cerró los ojos y sintió las lágrimas que hacían sus ojos arder, sentía que había traicionado a su amiga… ¡maldito fuera todo!

Notó la mano de Harry alrededor de su cintura y se tensó.

Él pareció no darse cuenta pues la abrazó con más fuerza y la pegó contra él. _____ cerró los ojos para hacerse la dormida, pudiera que así no intentara hablar.


Él la pegó más contra ella. Le gustaba sentirla.

Sentir su cuerpo caliente contra el suyo.

Dios, era una mujer muy apasionada, pocas de las mujeres con las que se había acostado respondían se esa forma tan apasionada a sus caricias…

Le acarició el vientre mientras le besaba un hombro. Pero no intentó nada más, había visto los ojos cerrados de la chica al volver del cuarto de baño. ¿Dormiría realmente? No lo sabía pero por ahora no la iba a molestar, la dejaría descansar, y reponer fuerzas, la noche era larga…

Así que pegó a _____ más a él y cerró los ojos.



Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

align="center">Capitulo 5


«Gracias por una noche de un buen sexo. Me lo he pasado muy bien. _____»

¿Qué?

Harry no salía de su asombro, no podría ser cierto que una chica se hubiera despedido de él así; dejándole una nota. ¿Gracias por una noche de un buen sexo?

No, no era posible.

Normalmente era él quien se despedía, quien decía adiós.

Y esta vez no solo no había sido él quien dijera adiós, si no que además, ella había desaparecido sin que él se diera cuenta.

Pero aquello no quedaría así, hablaría con ella.


_____ daba vueltas por su casa, por fin había podido entrar, el conserje la había mirado de una forma muy extraña cuando había bajado a pedirle la llave, y ahora estaba nerviosa, si, esa era la palabra, estaba nerviosa, le había dejado una nota a Harry, aun no se creía lo que había echo.

Pero no había encontrado otra forma de… expresarle lo sucedido.

Tampoco iba a decirle a la cara que había sido un error. «Un error muy bueno» comentó una vocecita en su cabeza, la cual ella sacudió a la vez que gruñía enfada consigo misma.

De todas formas y a pesar de lo sucedido no iba a retractarse en cuanto a su plan, seguiría adelante. Y si no se confundía, y según lo que le había contado su amiga, Harry bajaba todos los días a la cafetería de abajo.

Sin perder más tiempo se metió en la ducha dispuesta a continuar con lo que había empezado.


Harry sonrió cuando a través del cristal de enfrente vio a _____ entrar por la puerta, esperaba que hiciera lo que había echo hasta ahora. Él se concentró en intentar hablar con la preciosa morena que tenia delante. Era una compañera nueva del trabajo a la que apenas había tenido tiempo de tratar, y al verlo lo había saludado aunque realmente no sabía muy bien de que “hablaban” pero no era lo que más le importaba en ese momento.

Las manos de _____ no tardaron en rodearle la cintura.

-Hola mi…

La boca de la castaña fue callada por un beso de Harry, quien se había vuelto hacía ella, y le había devuelto el abrazo.

-Ya te echaba de menos, cariño –dijo él- has tardado mucho en bajar.

_____ se quedó de piedra.

Aquello no iba a ser así.

No. Su plan le había estallado en la cara.

Miierda.

Ignorando la tensión del cuerpo de _____, él la volvió a besar, la giró y la puso enfrente de la morena.

-Cariño –le dijo a _____- ella es…

-Nicole –dijo la chica con una sonrisa encantadora.

-Nicole, ella es _____, mi novia –_____ se tensó más.

-Encantada, _____ –dijo la chica teniéndole la mano.

-Encantada –contestó ella con tal de no quedar mal estrechándole la mano a Nicole.

-Bueno… será mejor que me vaya, mi novio me está esperando en la puerta… Ha sido un placer.

-Igualmente –dijo _____ con una sonrisa forzada.


Harry sonreía divertido; eso había estado bien. Muy bien, y muy gracioso, apenas podía contener la risa.

-¡No te rías! –exclamó _____.

-Deberías haberte visto la cara.

-No ha sido divertido.

-Oh, ya lo creo que si.

-¿Por qué has hecho eso?

-Por la misma razón por la que lo ibas a hacer tu, para joderte un poco.

-¿Perdona?

-¿Por qué si no ibas a perseguirme haciéndote pasar por mi novia? No me conoces, no te conozco. Llegas aquí y me besas sin saber siquiera quien eres me llamas con adjetivos cariños solo cuando hay gente, después pasas de mi como si no me conocieras, eso se llama; joder a alguien. Y en este caso ese alguien soy yo. Además está el asunto de que te has acostado conmigo y luego has desaparecido como si nada.

-¡Te equivocas! Claro que te conozco –contestó evitando el segundo tema.

-¿Si? A ver… te escucho.

-No tengo porque darte explicaciones.

-Yo creo que si, al fin y al cabo, soy yo al que intentas fastidiarle la vida.

-Tú te lo has buscado.

-¿Ah, sí? ¿Y cómo fue eso?   

-Le jodiste el corazón a mi amiga –escupió ella.

¿Qué?, ¿de que hablaba?

-Oh… llegó el ángel vengativo –ella hizo una mueca- ¿y se puede saber quien es esa amiga que está tan destrozada a mi causa?

-Te he dicho que no tengo porque darte explicaciones.

-Y yo te he dicho que me la merezco –dijo Harry cada vez mas furioso cogiéndola por las muñecas y pegándola a él.

-¡Suéltame! –él no le hizo caso, pero si le soltó las muñecas y la agarró por los brazos.

-Dímelo _____…

Ella tiró de sus brazos y se soltó enfadada ¿Quién se había creído el energumeno ese? Estaba enfadada, y… excitada. Quería besarlo para callarlo y que lo dejara en paz, pero en cambio dio pasos ciegos hacía detrás intentando respirar para calmarse.

-Mira Harry –comenzó ella- no tengo porque darte explicaciones, de hecho no te las voy a dar. Pero ten por sentado que no te voy a dejar así porque así.

-¿Me vas a perseguir? –preguntó divertido, todo el enfado se había ido.

-Podría ser –contestó seria. Él rió.

-Bien –rió Harry- seremos tú y yo, porque no vas a ser la única que juegue.

-Te voy a espantar a todas las tías –anunció ella.

-Mientras te tenga a ti en mi cama no me importa.

-¡Yo no estaré en tu cama! –exclamó ella indignada.

-Ya veremos…

-Calla.

Él se inclinó hacía ella y rozó sus labios contra los de ella pillándola desprevenida.

-Estás jugando con fuego, Harry.

-Me gusta quemarme, cariño. Tú empezaste el juego, me gustas, y quien ríe el último ríe mejor, esto solo acaba de empezar.



Junior
bella43562
Mensajes: 293
Registrado: ‎12-09-2010

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

hola me llamo brisa y tengo 13 años y soyy de Argentina te pasas por mi novee? porfavor es nueva y siguela

http://foro.univision.com/t5/Web-Novelas/PLaya-Boi-One-Direction-y-Tu-Cualquier-cosa-puede-pasar/td-...


                      MisNovelas-Twitter -Facebook
Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

Hola Brisa, yo tambien soy de Argentina :smileyvery-happy:  de qe parte sos, yo soi de Cordoba.. ya me paso por tu nove :smileyhappy:

Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

align="center">Capitulo 6

_____, estaba indignada y enfadada. Daba vueltas por su casa sus manos acariciaban sus labios de vez en cuando sin poderlo evitar, el sabor de los labios de Harry aún la torturaba, el recuerdo de su lengua en su interior buscando y acariciando la suya.

Sus gruñidos, sus manos acariciándola.

¡Maldito fuera!

«Me gusta quemarme, cariño. Tú empezaste el juego, me gustas, y quien ríe el último ríe mejor, esto solo acaba de empezar.»

Las palabras resonaban en su cabeza, sobre todo teniendo en cuenta lo sucedido después; ella había salido enfadada de la cafetería ya que se había dado cuenta de que eran el centro de atención de la cafetería, todas las miradas estaban en ellos. Había intentado escapar hasta su casa, pero en el momento en el que iba a alcanzar la puerta, Harry la había agarrado del brazo, haciéndola girar en sus pies y sin darle tiempo a nada la había besado pegándola contra la pared, sus manos le habían sujetado los brazos para que no se moviera, hasta que ella se había rendido bajo su fiera boca, la había echo perder el control, olvidarse de todo y de todos con ese beso brusco y apasionado, solo habían quedado, ella y Harry, y mucho que sentir.

Hasta que el teléfono móvil de Harry había comenzado a sonar, rompiendo el encanto y devolviéndolos a la cruda realidad.

Ella había aprovechado el momento en el que Harry había contestado el teléfono para abrir la puerta de su casa y encerrarse en ella, escapando.

«Cobarde» Se reprendió. Si, podría llamarse así si quería, pero en ese momento no le importaba, estaba demasiado nerviosa, su cuerpo estaba demasiado vivo, y no se fiaba de si misma.

Poco después escuchó el timbre y supo quien era el que llamaba; Harry. Pero ella se había escondido,  había guardado silencio y no había abierto la puerta; no se atrevía. Tenía que aclararse antes.

Tenía que solucionar todo aquel embrollo.

Y no tenía idea de cómo hacerlo.

 

Tumbado en la cama, Harry miraba el tiempo pasar… cuando había entrado a su casa, después de aporrear la puerta de _____ sin éxito, se había tirado sobre el colchón sin tan siquiera quitarse los zapatos, aunque una ducha de agua fría no le vendría mal, nada mal.

Tener cerca de aquella fogosa castaña no le hacía nadada bien. El simple echo de tenerla cerca hacía que su cuerpo ardiera de deseo. Y eso lo iba a torturar durante un tiempo; pensaba cumplir su promesa, la iba a perseguir, la iba a joder, con todo el significado de la palabra. Si ella lo molestaba él la molestaría, no había más nada que decir o hacer, simplemente actuar.

Aunque cierta duda se alojaba en su cabeza. ¿Cómo y de donde había sacado la idea de que le había roto el corazón a su amiga? ¡Si ni siquiera sabía quien era! Es más… él no había mantenido una relación seria desde… no recordaba haber mantenido una relación sería en su vida, tal vez a la edad de catorce años, quince, cuando las mujeres no querían compromisos muy serios. Claro, que a más edad ya empezaban a soltar tonterías relacionadas con el matrimonio, con vivir juntos, que si dejar el cepillo de dientes…

Ninguna entendía que él quería su espacio y su vida.

Y ahora todo era un caos, aquella mujer se había entrometido en su vida, y en su cama, y había salido de ésta igual de rápido que había entrado. Para colmo no quería ni tenerlo cerca, aunque no podía ocultar que sus caricias la derretían y mucho.

Y a él le encantaba acariciarla…

-¡Miierda! –farfulló incorporándose. Tendría que hacer algo, aquel efecto no era normal, tan solo bastaba que cerrara los ojos para que a su mente acudiera aquella cara llena de deseo, aquella boca rosada entreabierta emitiendo gemidos y pidiendo más. El calor inundaba su cuerpo, y él no sabía detenerlo.

Se tendría que dar muchas duchas de agua fría, hasta que consiguiera que ella lo dejara en paz.

-Y esta será la primera… -dijo desnudándose.

Gafas de sol, una copa en su mano, una sonrisa en sus labios. _____ disfrutaba del fresco viento del comienzo del otoño sentada en un bar a unos metros de su casa, necesitaba descansar, pensar y una copa para aclarar las ideas. Aún no tenía claro lo que iba a hacer.

Al salir de la ducha el teléfono sonaba, y al contestarlo había descubierto que era Ever.

Un nudo se alojó en su estómago y sonrió intentando mantener la compostura, desde luego aquel no era el mejor momento para hablar de nada, pero no podía colgarle.

-¡Hola! –la había saludado eufórica su amiga, se le notaba feliz y eso si la hacía sonreír- ¿Cómo te va todo?

-Hola Ever, pues… eh… más o menos.

-¿Y con Harry, que ha pasado?

-Nada… bueno, le he espantado a algunas tipas… se enfadó.

-Normal –rió su amiga- ¿y como lo has hecho? Si te fijas las atrae como si fuera miel.

«Es miel» pensó y sacudió la cabeza.

-Pues… eh… me acercaba y lo trataba como si fuera mi novio, le decía términos cariñosos… eh… y lo besé.

-Vaya… -de repente una sonora carcajada resonó en el auricular- tiene que estar bien cabreado.

-Un poco.

-¿Un poco nada más? –Ever rió de nuevo.

-¿Y a ti que tal te va? –le preguntó cambiando de tema, no quería dar más detalles.

-Todo va genial, como siempre –comentó- hay _____, me tengo que ir, tengo una reunión… en cinco minutos. Te quiero, suerte y besos.

-Adiós Ever…

_____ sacudió la cabeza y prestó atención al hombre que se le acababa de plantar delante.

-¿Tienes fuego? –preguntó con un cigarro en la boca.

-No, lo siento, no fumo.

-Mejor, este vicio es muy malo –ella sonrió.

-Si, supongo…

-Yo he intentado dejarlo, pero no lo consigo, tal vez podrías ayudarme… -comentó el chico. Ella sonrió ante el descaro de aquel tipo, tal vez no le vendría mal divertirse un poco.

-¿Tú crees?

-Claro que si. Matteo –se presentó extendiendo la mano.

-__…

-Hola cielo –ella dio un respingo ante aquella voz, Harry se inclinó sobre ella y la besó en la mejilla- siento el retraso, no encontraba aparcamiento, espero que no te aburrieras mucho…

-Eh… creo que mejor me voy -dijo Matteo. Y cuando se alejó Harry comenzó a sonreírle a _____ con descaro.

Bien. La guerra acababa de comenzar.


Senior
justinstyles
Mensajes: 851
Registrado: ‎09-28-2011

Re: Jugando con Fuego ~ Harry Styles ~ (Adaptada)

Capitulo 7


¿Qué era lo que acababa de pasar?

_____ alucinaba, veía como Matteo se alejaba de allí y Harry la miraba con una sonrisa resplandeciente.

-Pero… -comenzó incrédula.

-Bueno, cielo –la interrumpió él- ya te dejo en paz…

Sin decir nada más se levantó de la mesa y se alejó de allí. _____ estaba enfadada, furiosa, ¿Cómo ******* la había encontrado? ¿Por qué tenía que estropearle la tarde?

-¡La madre que lo parió! –siseó furiosa.

Tardó un rato en reaccionar, en pensar con claridad ¿de verdad Harry había echo eso? ¿De verdad la había seguido? Pero…

La muchacha sacudió la cabeza, sabía que iba a pasar, era lo que se habían dicho mutuamente, se iban a joder el uno al otro, y no en el mejor sentido de la palabra. Iban a molestarse, a acosarse. Y ella tenía la culpa.

«Se lo merece» se recordó.

Aunque una parte de ella no sabía si debía de seguir, era cierto que más que nada había actuado por impulso, estaba enfadada con los hombres en general, y Harry había sido el elegido para pagar el pato. Por el simple hecho de que su amiga había acudido a ella, y tenía ganas de guerra.

Tal vez debiera de retirarse.

«No»

Nada de eso, ahora eso era personal. Había acabado en su cama, había un nuevo juego, entre ellos dos. E iba a continuar.

-Como que me llamo _____ _____ –susurró.

Se levantó y lo buscó por toda la terraza; no estaba. Maldita fuese. ¿Dónde estaba? ¿Dónde se había metido? No se iba a escapar…

Cogió su bolso y entro al interior del bar, donde buscó con la mirada a Harry...


Él sonrió al verla entrar por el rabillo del ojo. Sabía que no se iba a quedar sin hacer nada. Y eso le encantaba de ella.

Quería jugar.

Harry concentró su mirada en la rubia pechugona que lo miraba sonriente mientras hablaba como una cotorra diciendo cosas que él no escuchaba, ya que no prestaba atención, estaba demasiado pendiente de la puerta.

Contó hasta cinco, la vio respirar, colocar una sonrisa en los labios y acercarse a él con aire inocente.

«Tres… dos… uno…»

Un brazo de la castaña le rodeo la cintura y se pegó contra su costado, apoyando la cabeza en su pecho.

La oyó coger aire y mirarlo dispuesta a hablarle, seguramente fue a decir alguna de sus cosas. Pero él decidió adelantarse.

Agachó la cabeza hacía ella y la besó levemente en los labios.

-Hola cariño, creía que te habías perdido en el baño.

La notó tensarse, vio como apretó la mandíbula y como había estado a punto de perder los nervios, pero se recompuso. Le encantaba aquella mujer.

Ella sonrió.

-No podría perderme, no me hace bien estar lejos de ti.

Se pegó más contra él, y a Harry le encantó sentirla junto a su cuerpo, realmente estaba a gusto.

Vio como la mirada de la rubia iba de uno al otro con los ojos desmesuradamente abiertos.

-¿No vas a presentarme a tu amiga? –preguntó la castaña.

La rubia sonrió.

-Claro, tesoro. Eh… -no se acordaba del nombre de la rubia.

-Teresa…

-Encantada Teresa –sonrió _____- Yo soy _____…

-Mi novia –terminó Harry.

-Oh…

_____ se sentía extraña y cómoda, el estar pegada al cuerpo de Harry le gustaba, demasiado. Quizás fuera mejor alejarse un poco de él. Antes de que no lo pudiera hacer.

Fue a incorporarse para ponerse derecha, pero el brazo de Harry que la rodeaba la detuvo contra aquel musculoso y cálido cuerpo masculino, y ella sonrió. La rubia los seguía mirando, y _____ no sabía muy bien que esperaba para irse. En cuanto se perdiera de vista ella haría lo mismo.

La rubia miró por encima de sus cabezas y sonrió.

-Perdonad –dijo- ya ha llegado a quien esperaba.

-Adiós –dijo una encantadora _____. En cambio Harry solo la miraba a ella, como si realmente fuera su novia, como si ella fuera su mundo.
Un nudo se alojó en la garganta de _____, y su corazón palpitó con fuerza. Se sentía como una cría de quince años delante del tío más guapo del instituto.

Soltó el brazo que tenía alrededor de la cintura de Harry y se intentó incorporar.

-¿Dónde vas tan rápido? –preguntó Harry.

-¿Dónde crees que voy? –contestó ella a su vez.

-No muy lejos de mí…

-¿No? ¿Qué te hace pensar que me quiero quedar cerca tuya?

-Lo noto, cariño, te mueres por mis huesos…

Ella rió con ganas.

-¡Vaya frase más ****a! –se burló. Esperaba que él dijera algo, pero no lo hizo, en cambio si la pegó más contra él, colocándola de frente. Los ojos verdes de Harry se clavaron en los verdes de ella y _____ se sintió perdida. La boca se le secó y se humedeció los labios.

¿Dónde estaba el resto de la gente?

Se hizo el silencio.

Su respiración se agitó un poco, lo vio sonreír y le flaquearon las piernas. Harry la sujetó con fuerza de la cadera y la pegó contra su cuerpo.

Inclinó la cabeza poco a poco hacía ella y rozó sus labios contra los de _____ suavemente, poco a poco, cada vez con más presión, hasta que sus bocas se unieron en un beso fogoso, ardiente.

Ella se aferró al cuello de aquel hombre que la estaba desquiciando y se pegó más contra él. Las manos de Harry recorrieron la espalda de la chica, de arriba hacía abajo, presionándola contra su cuerpo para que notara su excitación. Ella estuvo a punto de gemir, pero se contuvo.

El beso se hizo tierno y de pronto se acabó.

Parpadeó confusa. Y nuevamente sus ojos se encontraron.

-Harry… -comenzó ella sin estar muy segura de que quería pedir.

-Será mejor que vayamos a casa… -dijo él con una voz tremendamente sensual.